Vampiros emocionales, cuidado que muerden

COMO SER EL VAN HELSING DE TU VAMPIRO EMOCIONAL EL MORDISCO Pero, ¡¡¡¡ehhh!!! frena… ¿qué ha pasado? Te Sientes incómodo, molesto y culpable, cuando hace un rato eras más feliz que una perdiz, hasta que … ¡¡madre mía, madre mía, que te ha mordido!! Acabas de tener una conversación con un vampiro emocional. 20 MINUTOS...

  • 1
  • 2